• Una moneda en el bolsillo

    En Una moneda en el bolsillo nos verás a Emma y a mí una tarde cualquiera: recados, caprichos, artistas callejeros, necesidades, belleza y dinero. ¿Cómo gastamos nuestro dinero? ¿Con quién lo compartimos? Mi querida Sara Olmos, ilustradora de La tormenta y El manzano, se encarga de dibujar nuestro día a día y de captar los matices.

    Comprar

    Estoy aquí

    Sobre la familia, concretamente sobre los hermanos, exactamente sobre lo difícil que es a veces ser hermano mayor, escribe Laia Ruiz. Ella es una de mis mejores amigas, una de esas personas que me acompañan desde que soy niña y a quien entiendo y me entiende con una mirada. Por eso cuando consiguió darle la vuelta a los agobios que sintió con la gestión de las emociones cuando llegó su segundo hijo le propuse que escribiera algo al respecto. Y así lo hizo, desde el punto de vista de su hijo mayor. El niño. Siempre el niño. Recuerda: los Minis siempre se ponen en el punto de vista del niño. A ellos nos dirigimos, para ellos escribimos. Así que cuando aparecen los celos, las rabietas y las travesuras como madres, y escritoras, nos preguntamos ¿por qué las hacen? ¿cómo las podríamos gestionar? Pensando juntos encontramos soluciones.

    Comprar

    La señora del bastón

    Mi hija le empezó a preocupar la muerte cuando tenía poco más de tres años. ¿Nos moriremos? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Se quedará sola? En La señora del bastón escribo sobre la muerte desde la naturalidad, el paso del tiempo, sin dramas. No todas son así, lo sé, pero de algún modo hay que abordar este tema y me pareció que desde la naturalidad es lo más sensato. Los animales, las plantas, las personas mayores fallecen. Nuestros seres queridos se van pero de un modo u otro siguen con nosotros gracias a sus enseñanzas, sus rutinas, sus quehaceres. Sin religiones ni explicaciones morales (de esas debe encargarse cada familia según sus propias creencias) pero desde el sentimiento más básico y humano que es el recuerdo. Mirari Sagarzazu dibuja en tonos verdes la casa de la señora Rigoberta Salamandra, una simpática anciana que ha tenido una vida preciosa y una preciosa familia.

    Comprar

    Palabras

    Pedo, caca, culo. ¡Leamos! ¡Escribamos! Pero con humor :) Este es el libro perfecto, o al menos así lo ve mi hija, que mientras escribo esto tiene cinco años y medio, para empezar a leer. De hecho es el primer libro que ha leído. Sola. Sentada en la taza del wáter. Como debe ser. Es básicamente un juego de tipografías (mayúsculas, minúsculas, enteras y punteadas para reseguir) combinadas con las ilustraciones de Daniel Borrego Gallardo, a quien le puse en un apuro cuando le pedí que dibujar un pedo. Y luego varios. ¡Ops!

    Comprar

    Invierno

    La maestra y bloguera Maribel Jiménez –¿la conoces? Escribe el blog De mi casa al mundo y en las redes la encontrarás firmando como Aguamarina– ha traído la poesía a los Minis escribiendo haikus (pequeños poemas de tradición japonesa) para describir las emociones que en ella despierta el invierno. Y para dibujar la estación más melancólica del año, Marga Gayá ha pintado en tonos azules, rosados y blancos preciosas acuarelas con muchos gatos, castañas, troncos sin hojas en las ramas, nieve...

    Comprar

    El oso que comía helados

    Tierno, bonito, respetuoso. La periodista y bloguera Idoia Arraiza, de Y además mama, firma el cuento El oso que comía helados y que protagoniza un cariñoso oso al que le gusta comer helados, los helados de un niño al que conoce en el bosque donde viven... Está escrito en mayúsculas e ilustrado por las manos de Ainara Azpiazu, quien ya dibujó a Luma.

    Comprar
  • Tercer pack de Minis

    Tierno, bonito, respetuoso. La periodista y bloguera Idoia Arraiza, de Y además mama, firma el cuento El oso que comía helados y que protagoniza un cariñoso oso al que le gusta comer helados, los helados de un niño al que conoce en el bosque donde viven... Está escrito en mayúsculas e ilustrado por las manos de Ainara Azpiazu, quien ya dibujó a Luma. osotipografia La maestra y bloguera Maribel Jiménez –¿la conoces? Escribe el blog De mi casa al mundo y en las redes la encontrarás firmando como Aguamarina– ha traído la poesía a los Minis escribiendo haikus (pequeños poemas de tradición japonesa) para describir las emociones que en ella despierta el invierno. Y para dibujar la estación más melancólica del año, Marga Gayá ha pintado en tonos azules, rosados y blancos preciosas acuarelas con muchos gatos, castañas, troncos sin hojas en las ramas, nieve... invierno_webmarga8   Y de la belleza y la poesía, con una facilidad tremenda, como si fuéramos un niño, pasamos a lo escatológico ;) Pedo, caca, culo. ¡Leamos! ¡Escribamos! Pero con humor :) Este es el libro perfecto, o al menos así lo ve mi hija, que mientras escribo esto tiene cinco años y medio, para empezar a leer. De hecho es el primer libro que ha leído. Sola. Sentada en la taza del wáter. Como debe ser. Es básicamente un juego de tipografías (mayúsculas, minúsculas, enteras y punteadas para reseguir) combinadas con las ilustraciones de Daniel Borrego Gallardo, a quien le puse en un apuro cuando le pedí que dibujar un pedo. Y luego varios. ¡Ops! la_señora_del_baston Y del sentido del humor a lo serio... Demos otro giro de 180º. No sé si a tu hijo o hijos les pasa, pero al menos a mi niña le empezó a preocupar la muerte cuando tenía poco más de tres años. ¿Nos moriremos? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Se quedará sola? En La señora del bastón escribo sobre la muerte desde la naturalidad, el paso del tiempo, sin dramas. No todas son así, lo sé, pero de algún modo hay que abordar este tema y me pareció que desde la naturalidad es lo más sensato. Los animales, las plantas, las personas mayores fallecen. Nuestros seres queridos se van pero de un modo u otro siguen con nosotros gracias a sus enseñanzas, sus rutinas, sus quehaceres. Sin religiones ni explicaciones morales (de esas debe encargarse cada familia según sus propias creencias) pero desde el sentimiento más básico y humano que es el recuerdo. Mirari Sagarzazu dibuja en tonos verdes la casa de la señora Rigoberta Salamandra, una simpática anciana que ha tenido una vida preciosa y una preciosa familia. Sobre la familia, concretamente sobre los hermanos, exactamente sobre lo difícil que es a veces ser hermano mayor, escribe Laia Ruiz. Ella es una de mis mejores amigas, una de esas personas que me acompañan desde que soy niña y a quien entiendo y me entiende con una mirada. Por eso cuando consiguió darle la vuelta a los agobios que sintió con la gestión de las emociones cuando llegó su segundo hijo le propuse que escribiera algo al respecto. Y así lo hizo, desde el punto de vista de su hijo mayor. El niño. Siempre el niño. Recuerda: los Minis siempre se ponen en el punto de vista del niño. A ellos nos dirigimos, para ellos escribimos. Así que cuando aparecen los celos, las rabietas y las travesuras como madres, y escritoras, nos preguntamos ¿por qué las hacen? ¿cómo las podríamos gestionar? Pensando juntos encontramos soluciones. https://youtu.be/zEP7uu0ksEg Por último, un poco de vida cotidiana. En Una moneda en el bolsillo nos verás a Emma y a mí una tarde cualquiera: recados, caprichos, artistas callejeros, necesidades, belleza y dinero. ¿Cómo gastamos nuestro dinero? ¿Con quién lo compartimos? Mi querida Sara Olmos, ilustradora de La tormenta y El manzano, se encarga de dibujar nuestro día a día y de captar los matices (arriba Ali, el músico callejero que solemos escuchar en el barrio y que también aparece en el Mini). terceros minis

    Seleccionar opciones

    Segundo pack de Minis

    https://youtu.be/8-UrIY1qxXA Temporalmente este pack no está a la venta porque dos de sus títulos, Ciudad color y La maceta de mi abuelo, están agotados. Espero reeditarlos en unos meses, avisaré mediante la newsletter. El segundo pack de Minis ya está listo para viajar y si quieres recibirlo en un pis-pas (24 horas laborables) puedes marcar la opción mensajería en tipos de envío y por 3,99 euros los recibirás al día siguiente de comprarlos.  Puedes cotillear un poco más los nuevos Minis en Facebook e Instagram. Como característica en estos nuevos Minis, diría que la edad perfecta a la que se dirigen son cuatro y cinco años. Son como la continuación de los primeros Minis, que estaban más pensados en los tres y cuatro años. Pero para cualquier consulta que tengas, no dudes en escribirme a gessami.forner@gmail.com

    Ciudad color

    ¡AGOTADO! Ciudad color sólo está disponible en catalán y euskera. En castellano está agotado hasta próxima reedición.   Vega y Zorro viven en un pueblo blanco y negro. Pero un día un forastero que viste una camiseta de colores les visita y Vega y Zorro deciden entonces emprender un largo viaje en busca del color. ¿Lo encontrarán? Nota didáctica: Ciudad color pone el acento en la belleza, el esfuerzo y la valentía de cambiar. Para mejorar lo que tenemos hay que ser valiente, estar dispuesto a esforzarse y cambiar lo conocido por algo aún mejor. A través de sus páginas podemos ir trabajando esos conceptos e incidir en lo necesario del esfuerzo para conseguir todo aquello que nos proponemos.

    Comprar

    La caja

    La propiedad privada es un tema espinoso para los adultos, ¿cómo no iba a serlo para los niños? En este Mini seguimos explorando las relaciones entre iguales exponiendo a un niño a la difícil cuestión de compartir o no compartir. ¿Compartirá Marc su caja de juguetes con la araña que ahora vive en ella? ¿Conseguirán llegar a un acuerdo para jugar juntos? Nota didáctica: desde la tranquilidad del momento cuento podemos trabajar con los niños la habilidad de compartir. Sin ordenarles ni instarles a ello, sino desde la reflexión serena y viendo que, si encontramos a alguien agradable, compartir puede ser divertido.

    Comprar

    La increíble historia de papá lobo

    Empezamos la serie de la familia con la madre (no podía ser de otra manera) y la continuamos con el padre (obviamente). Un padre, perdón, un lobo, dos niños y toda una tarde por delante... ¡La diversión está asegurada! Nota: este Mini es apto para padres solteros, divorciados, casados, rejuntados, biológicos, adoptivos, heterosexuales y homosexuales.

    Comprar

    El manzano

    Esta es la historia de un manzano. De cómo nace, de cómo crece. Y también es la historia de una familia que lo cuida y lo protege, y de lo mucho que la naturaleza nos da a cambio. Escribí El manzano pensando en Rosario y Anastasio, nuestros ancianos vecinos cuando vivíamos en un caserío de Mallabia (un pequeño pueblo de Vizcaya). Anastasio se encargaba de cuidar la tierra y los animales. Sembraba, recogía, podaba, desbrozaba, alimentaba. Rosario también lavaba la verdura y la fruta y la vendía en el mercado de Ermua. No he probado puerros tan tiernos como los suyos ni zanahorias tan crujientes. Pero además, no sólo su verdura era la mejor, también sus cuidados. Cada vez que me quedé sin batería en el coche aparecía Rosario con su todoterreno o Anastasio con el tractor y me pinzaban la batería. Y cuando nos quedamos aislados por una nevada y cayó el tendido eléctrico durante seis horas, enseguida se ofrecieron a calentarnos la cena de la niña en su cocina de lumbre. Cuando escribí El manzano pensé todo el rato en ellos. Tenemos mucho que aprender de los caseros, y de la naturaleza. Y este es mi pequeño homenaje a Rosario y Anastasio.

    Comprar
  • La maceta de mi abuelo

    AVISO: Hasta próxima reedición, La maceta de mi abuelo en castellano está AGOTADO. ¡Lástima! Es un Mini delicioso :) Volverá a estar disponible en los próximos meses (avisaré por la newsletter). Esta es una historia familiar, tierna y entrañable. El abuelo del autor y del ilustrador de este Mini se inventó este cuento para fomentar su imaginación. El autor y el ilustrador dicen que lo consiguió y, además, reforzaron el vínculo. Ahora Adrián Cordellat y Fernando Martín han plasmado esta dulce historia en papel. Vale, las piruetas no crecen en las macetas pero ¿y si...?  

    Comprar

    Las cantantes del mar

    Quizá las sirenas existen, o quizá Homero escuchó a unas ballenas jorobadas e inventó a las sirenas... Las jorobadas son unas ballenas increíbles: cantan bajo el mar, duermen sin ahogarse, hay meses que apenas comen y sin embargo son enormes. ¿Te apetece conocerlas? En este Mini descubriremos cómo vive este animal mamífero que cruza los océanos de norte a sur en busca de comida y canta sin parar.

    Comprar

    Primer pack de Minis

    ¿No puedes decidirte? ¡No te preocupes! Te envío un precioso pack con los seis primeros Minis. Seis Minis, ocho euros. ¡Un precio imbatible! Y si te estás planteando regalar los Minis como regalo de cumpleaños a los compañeros de clase de vuestro hijo, escríbeme un email (gessami.forner@gmail.com) porque las familias que regalan libros en masa no pagan gastos de envío. Es política de empresa ^^ ¡Importante! La edad ideal a la que se dirigen estos seis Minis son los tres y cuatro años. Los Minis son libros-libros, de papel y encuadernados a grapa y con historias con una complejidad adecuada para ese tramo de edad. Para cualquier consulta que tengas, no dudes en escribirme a gessami.forner@gmail.com

    Seleccionar opciones

    Todos los niños caminan

    El protagonista de este libro sufre un inmenso miedo a nadar sin manguitos. ¿Conseguirá soltarse de las manos de su madre? A través de las páginas de este cuento vemos cómo Víctor crece, afronta nuevo retos y los supera. A todos nos cuesta enfrentarnos a nuevas situaciones, pero cuando vencemos al miedo, ¡lo conseguimos!

    Comprar

    Las amigas se pelean

    Las peleas son el pan de cada día de los niños más pequeños. ¡Normal! Están aprendiendo a relacionarse entre iguales. Lo interesante de este cuento es que pueden ver cómo dos niñas resuelven ellas mismas un conflicto y, a lo largo de las páginas, experimentan sentimientos como los celos, el enfado, la tristeza, la soledad, pero también la alegría y el gozo de la reconciliación. No es una estrategia que siempre funciona, ni es un libro que les diga cómo tienen que hacer las cosas. Sólo recoge lo que a nuestra hija y a su mejor amiga, a veces, les funciona. Y como no podía ser de otra manera, los diálogos del libro son suyos, de cuando tenían tres años. Supongo que por eso es que este es su libro preferido (y en casa se lo leen mútuamente).

    Comprar

    Luma

    A la protagonista de este libro su madre le encomienda un recado y para poder llevarlo a cabo, Luma deberá enfrentarse a su gran miedo: ir ¡sola! hasta la casa de la vecina. ¿Lo conseguirá? Luma es un precioso cuento con ilustraciones hechas con mucho amor que nos trasladan a otro mundo con solo mirarlas.

    Comprar
  • Los elefantes

    Lo reconozco: es el libro que más letra tiene y uno de los bestsellers. ¡A los niños les encanta! A primera vista parece que hay demasiada información sobre este fascinante animal, pero los pequeños están hambrientos de conocimiento. Habrá que aprovechar la tesitura, ¿no?

    Comprar

    La tormenta

    Durante más de un año le conté esta historia a mi hija antes de dormir porque sentía pánico, y a la vez fascinación, por los truenos. Pero ya no tiene miedo. La información es poder. Y saber, más o menos, de dónde vienen los truenos y conocer, más o menos, cómo funcionan, le tranquiliza enormemente.

    Comprar

    Mamá y yo

    ¡Otro bestseller! Cuando esta historia era un borrador, nadie daba un duro por ella por considerarla ñoña. Sin embargo, tiene algo especial.. Y ese algo es amor, amor de madre. Por cierto, este libro va genial para leerlo esas noches que ponen fin a un día duro lleno de conflictos materno-filiales. Peleas, rabietas, insatisfacciones varias que se curan en dos minutos leyendo Mamá y yo.

    Comprar
  • Una moneda en el bolsillo

    En Una moneda en el bolsillo nos verás a Emma y a mí una tarde cualquiera: recados, caprichos, artistas callejeros, necesidades, belleza y dinero. ¿Cómo gastamos nuestro dinero? ¿Con quién lo compartimos? Mi querida Sara Olmos, ilustradora de La tormenta y El manzano, se encarga de dibujar nuestro día a día y de captar los matices.

    Comprar

    Estoy aquí

    Sobre la familia, concretamente sobre los hermanos, exactamente sobre lo difícil que es a veces ser hermano mayor, escribe Laia Ruiz. Ella es una de mis mejores amigas, una de esas personas que me acompañan desde que soy niña y a quien entiendo y me entiende con una mirada. Por eso cuando consiguió darle la vuelta a los agobios que sintió con la gestión de las emociones cuando llegó su segundo hijo le propuse que escribiera algo al respecto. Y así lo hizo, desde el punto de vista de su hijo mayor. El niño. Siempre el niño. Recuerda: los Minis siempre se ponen en el punto de vista del niño. A ellos nos dirigimos, para ellos escribimos. Así que cuando aparecen los celos, las rabietas y las travesuras como madres, y escritoras, nos preguntamos ¿por qué las hacen? ¿cómo las podríamos gestionar? Pensando juntos encontramos soluciones.

    Comprar

    La señora del bastón

    Mi hija le empezó a preocupar la muerte cuando tenía poco más de tres años. ¿Nos moriremos? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Se quedará sola? En La señora del bastón escribo sobre la muerte desde la naturalidad, el paso del tiempo, sin dramas. No todas son así, lo sé, pero de algún modo hay que abordar este tema y me pareció que desde la naturalidad es lo más sensato. Los animales, las plantas, las personas mayores fallecen. Nuestros seres queridos se van pero de un modo u otro siguen con nosotros gracias a sus enseñanzas, sus rutinas, sus quehaceres. Sin religiones ni explicaciones morales (de esas debe encargarse cada familia según sus propias creencias) pero desde el sentimiento más básico y humano que es el recuerdo. Mirari Sagarzazu dibuja en tonos verdes la casa de la señora Rigoberta Salamandra, una simpática anciana que ha tenido una vida preciosa y una preciosa familia.

    Comprar

    Palabras

    Pedo, caca, culo. ¡Leamos! ¡Escribamos! Pero con humor :) Este es el libro perfecto, o al menos así lo ve mi hija, que mientras escribo esto tiene cinco años y medio, para empezar a leer. De hecho es el primer libro que ha leído. Sola. Sentada en la taza del wáter. Como debe ser. Es básicamente un juego de tipografías (mayúsculas, minúsculas, enteras y punteadas para reseguir) combinadas con las ilustraciones de Daniel Borrego Gallardo, a quien le puse en un apuro cuando le pedí que dibujar un pedo. Y luego varios. ¡Ops!

    Comprar
  • Invierno

    La maestra y bloguera Maribel Jiménez –¿la conoces? Escribe el blog De mi casa al mundo y en las redes la encontrarás firmando como Aguamarina– ha traído la poesía a los Minis escribiendo haikus (pequeños poemas de tradición japonesa) para describir las emociones que en ella despierta el invierno. Y para dibujar la estación más melancólica del año, Marga Gayá ha pintado en tonos azules, rosados y blancos preciosas acuarelas con muchos gatos, castañas, troncos sin hojas en las ramas, nieve...

    Comprar

    El oso que comía helados

    Tierno, bonito, respetuoso. La periodista y bloguera Idoia Arraiza, de Y además mama, firma el cuento El oso que comía helados y que protagoniza un cariñoso oso al que le gusta comer helados, los helados de un niño al que conoce en el bosque donde viven... Está escrito en mayúsculas e ilustrado por las manos de Ainara Azpiazu, quien ya dibujó a Luma.

    Comprar

    Tercer pack de Minis

    Tierno, bonito, respetuoso. La periodista y bloguera Idoia Arraiza, de Y además mama, firma el cuento El oso que comía helados y que protagoniza un cariñoso oso al que le gusta comer helados, los helados de un niño al que conoce en el bosque donde viven... Está escrito en mayúsculas e ilustrado por las manos de Ainara Azpiazu, quien ya dibujó a Luma. osotipografia La maestra y bloguera Maribel Jiménez –¿la conoces? Escribe el blog De mi casa al mundo y en las redes la encontrarás firmando como Aguamarina– ha traído la poesía a los Minis escribiendo haikus (pequeños poemas de tradición japonesa) para describir las emociones que en ella despierta el invierno. Y para dibujar la estación más melancólica del año, Marga Gayá ha pintado en tonos azules, rosados y blancos preciosas acuarelas con muchos gatos, castañas, troncos sin hojas en las ramas, nieve... invierno_webmarga8   Y de la belleza y la poesía, con una facilidad tremenda, como si fuéramos un niño, pasamos a lo escatológico ;) Pedo, caca, culo. ¡Leamos! ¡Escribamos! Pero con humor :) Este es el libro perfecto, o al menos así lo ve mi hija, que mientras escribo esto tiene cinco años y medio, para empezar a leer. De hecho es el primer libro que ha leído. Sola. Sentada en la taza del wáter. Como debe ser. Es básicamente un juego de tipografías (mayúsculas, minúsculas, enteras y punteadas para reseguir) combinadas con las ilustraciones de Daniel Borrego Gallardo, a quien le puse en un apuro cuando le pedí que dibujar un pedo. Y luego varios. ¡Ops! la_señora_del_baston Y del sentido del humor a lo serio... Demos otro giro de 180º. No sé si a tu hijo o hijos les pasa, pero al menos a mi niña le empezó a preocupar la muerte cuando tenía poco más de tres años. ¿Nos moriremos? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Se quedará sola? En La señora del bastón escribo sobre la muerte desde la naturalidad, el paso del tiempo, sin dramas. No todas son así, lo sé, pero de algún modo hay que abordar este tema y me pareció que desde la naturalidad es lo más sensato. Los animales, las plantas, las personas mayores fallecen. Nuestros seres queridos se van pero de un modo u otro siguen con nosotros gracias a sus enseñanzas, sus rutinas, sus quehaceres. Sin religiones ni explicaciones morales (de esas debe encargarse cada familia según sus propias creencias) pero desde el sentimiento más básico y humano que es el recuerdo. Mirari Sagarzazu dibuja en tonos verdes la casa de la señora Rigoberta Salamandra, una simpática anciana que ha tenido una vida preciosa y una preciosa familia. Sobre la familia, concretamente sobre los hermanos, exactamente sobre lo difícil que es a veces ser hermano mayor, escribe Laia Ruiz. Ella es una de mis mejores amigas, una de esas personas que me acompañan desde que soy niña y a quien entiendo y me entiende con una mirada. Por eso cuando consiguió darle la vuelta a los agobios que sintió con la gestión de las emociones cuando llegó su segundo hijo le propuse que escribiera algo al respecto. Y así lo hizo, desde el punto de vista de su hijo mayor. El niño. Siempre el niño. Recuerda: los Minis siempre se ponen en el punto de vista del niño. A ellos nos dirigimos, para ellos escribimos. Así que cuando aparecen los celos, las rabietas y las travesuras como madres, y escritoras, nos preguntamos ¿por qué las hacen? ¿cómo las podríamos gestionar? Pensando juntos encontramos soluciones. https://youtu.be/zEP7uu0ksEg Por último, un poco de vida cotidiana. En Una moneda en el bolsillo nos verás a Emma y a mí una tarde cualquiera: recados, caprichos, artistas callejeros, necesidades, belleza y dinero. ¿Cómo gastamos nuestro dinero? ¿Con quién lo compartimos? Mi querida Sara Olmos, ilustradora de La tormenta y El manzano, se encarga de dibujar nuestro día a día y de captar los matices (arriba Ali, el músico callejero que solemos escuchar en el barrio y que también aparece en el Mini). terceros minis

    Seleccionar opciones

    Segundo pack de Minis

    https://youtu.be/8-UrIY1qxXA Temporalmente este pack no está a la venta porque dos de sus títulos, Ciudad color y La maceta de mi abuelo, están agotados. Espero reeditarlos en unos meses, avisaré mediante la newsletter. El segundo pack de Minis ya está listo para viajar y si quieres recibirlo en un pis-pas (24 horas laborables) puedes marcar la opción mensajería en tipos de envío y por 3,99 euros los recibirás al día siguiente de comprarlos.  Puedes cotillear un poco más los nuevos Minis en Facebook e Instagram. Como característica en estos nuevos Minis, diría que la edad perfecta a la que se dirigen son cuatro y cinco años. Son como la continuación de los primeros Minis, que estaban más pensados en los tres y cuatro años. Pero para cualquier consulta que tengas, no dudes en escribirme a gessami.forner@gmail.com

  • Ciudad color

    ¡AGOTADO! Ciudad color sólo está disponible en catalán y euskera. En castellano está agotado hasta próxima reedición.   Vega y Zorro viven en un pueblo blanco y negro. Pero un día un forastero que viste una camiseta de colores les visita y Vega y Zorro deciden entonces emprender un largo viaje en busca del color. ¿Lo encontrarán? Nota didáctica: Ciudad color pone el acento en la belleza, el esfuerzo y la valentía de cambiar. Para mejorar lo que tenemos hay que ser valiente, estar dispuesto a esforzarse y cambiar lo conocido por algo aún mejor. A través de sus páginas podemos ir trabajando esos conceptos e incidir en lo necesario del esfuerzo para conseguir todo aquello que nos proponemos.

    Comprar

    La caja

    La propiedad privada es un tema espinoso para los adultos, ¿cómo no iba a serlo para los niños? En este Mini seguimos explorando las relaciones entre iguales exponiendo a un niño a la difícil cuestión de compartir o no compartir. ¿Compartirá Marc su caja de juguetes con la araña que ahora vive en ella? ¿Conseguirán llegar a un acuerdo para jugar juntos? Nota didáctica: desde la tranquilidad del momento cuento podemos trabajar con los niños la habilidad de compartir. Sin ordenarles ni instarles a ello, sino desde la reflexión serena y viendo que, si encontramos a alguien agradable, compartir puede ser divertido.

    Comprar

    La increíble historia de papá lobo

    Empezamos la serie de la familia con la madre (no podía ser de otra manera) y la continuamos con el padre (obviamente). Un padre, perdón, un lobo, dos niños y toda una tarde por delante... ¡La diversión está asegurada! Nota: este Mini es apto para padres solteros, divorciados, casados, rejuntados, biológicos, adoptivos, heterosexuales y homosexuales.

    Comprar

    El manzano

    Esta es la historia de un manzano. De cómo nace, de cómo crece. Y también es la historia de una familia que lo cuida y lo protege, y de lo mucho que la naturaleza nos da a cambio. Escribí El manzano pensando en Rosario y Anastasio, nuestros ancianos vecinos cuando vivíamos en un caserío de Mallabia (un pequeño pueblo de Vizcaya). Anastasio se encargaba de cuidar la tierra y los animales. Sembraba, recogía, podaba, desbrozaba, alimentaba. Rosario también lavaba la verdura y la fruta y la vendía en el mercado de Ermua. No he probado puerros tan tiernos como los suyos ni zanahorias tan crujientes. Pero además, no sólo su verdura era la mejor, también sus cuidados. Cada vez que me quedé sin batería en el coche aparecía Rosario con su todoterreno o Anastasio con el tractor y me pinzaban la batería. Y cuando nos quedamos aislados por una nevada y cayó el tendido eléctrico durante seis horas, enseguida se ofrecieron a calentarnos la cena de la niña en su cocina de lumbre. Cuando escribí El manzano pensé todo el rato en ellos. Tenemos mucho que aprender de los caseros, y de la naturaleza. Y este es mi pequeño homenaje a Rosario y Anastasio.

    Comprar
  • La maceta de mi abuelo

    AVISO: Hasta próxima reedición, La maceta de mi abuelo en castellano está AGOTADO. ¡Lástima! Es un Mini delicioso :) Volverá a estar disponible en los próximos meses (avisaré por la newsletter). Esta es una historia familiar, tierna y entrañable. El abuelo del autor y del ilustrador de este Mini se inventó este cuento para fomentar su imaginación. El autor y el ilustrador dicen que lo consiguió y, además, reforzaron el vínculo. Ahora Adrián Cordellat y Fernando Martín han plasmado esta dulce historia en papel. Vale, las piruetas no crecen en las macetas pero ¿y si...?  

    Comprar

    Las cantantes del mar

    Quizá las sirenas existen, o quizá Homero escuchó a unas ballenas jorobadas e inventó a las sirenas... Las jorobadas son unas ballenas increíbles: cantan bajo el mar, duermen sin ahogarse, hay meses que apenas comen y sin embargo son enormes. ¿Te apetece conocerlas? En este Mini descubriremos cómo vive este animal mamífero que cruza los océanos de norte a sur en busca de comida y canta sin parar.

    Comprar

    Primer pack de Minis

    ¿No puedes decidirte? ¡No te preocupes! Te envío un precioso pack con los seis primeros Minis. Seis Minis, ocho euros. ¡Un precio imbatible! Y si te estás planteando regalar los Minis como regalo de cumpleaños a los compañeros de clase de vuestro hijo, escríbeme un email (gessami.forner@gmail.com) porque las familias que regalan libros en masa no pagan gastos de envío. Es política de empresa ^^ ¡Importante! La edad ideal a la que se dirigen estos seis Minis son los tres y cuatro años. Los Minis son libros-libros, de papel y encuadernados a grapa y con historias con una complejidad adecuada para ese tramo de edad. Para cualquier consulta que tengas, no dudes en escribirme a gessami.forner@gmail.com

    Seleccionar opciones

    Todos los niños caminan

    El protagonista de este libro sufre un inmenso miedo a nadar sin manguitos. ¿Conseguirá soltarse de las manos de su madre? A través de las páginas de este cuento vemos cómo Víctor crece, afronta nuevo retos y los supera. A todos nos cuesta enfrentarnos a nuevas situaciones, pero cuando vencemos al miedo, ¡lo conseguimos!

    Comprar
  • Las amigas se pelean

    Las peleas son el pan de cada día de los niños más pequeños. ¡Normal! Están aprendiendo a relacionarse entre iguales. Lo interesante de este cuento es que pueden ver cómo dos niñas resuelven ellas mismas un conflicto y, a lo largo de las páginas, experimentan sentimientos como los celos, el enfado, la tristeza, la soledad, pero también la alegría y el gozo de la reconciliación. No es una estrategia que siempre funciona, ni es un libro que les diga cómo tienen que hacer las cosas. Sólo recoge lo que a nuestra hija y a su mejor amiga, a veces, les funciona. Y como no podía ser de otra manera, los diálogos del libro son suyos, de cuando tenían tres años. Supongo que por eso es que este es su libro preferido (y en casa se lo leen mútuamente).

    Comprar

    Luma

    A la protagonista de este libro su madre le encomienda un recado y para poder llevarlo a cabo, Luma deberá enfrentarse a su gran miedo: ir ¡sola! hasta la casa de la vecina. ¿Lo conseguirá? Luma es un precioso cuento con ilustraciones hechas con mucho amor que nos trasladan a otro mundo con solo mirarlas.

    Comprar

    Los elefantes

    Lo reconozco: es el libro que más letra tiene y uno de los bestsellers. ¡A los niños les encanta! A primera vista parece que hay demasiada información sobre este fascinante animal, pero los pequeños están hambrientos de conocimiento. Habrá que aprovechar la tesitura, ¿no?

    Comprar

    La tormenta

    Durante más de un año le conté esta historia a mi hija antes de dormir porque sentía pánico, y a la vez fascinación, por los truenos. Pero ya no tiene miedo. La información es poder. Y saber, más o menos, de dónde vienen los truenos y conocer, más o menos, cómo funcionan, le tranquiliza enormemente.

    Comprar
  • Mamá y yo

    ¡Otro bestseller! Cuando esta historia era un borrador, nadie daba un duro por ella por considerarla ñoña. Sin embargo, tiene algo especial.. Y ese algo es amor, amor de madre. Por cierto, este libro va genial para leerlo esas noches que ponen fin a un día duro lleno de conflictos materno-filiales. Peleas, rabietas, insatisfacciones varias que se curan en dos minutos leyendo Mamá y yo.

    Comprar
  • Una moneda en el bolsillo

    En Una moneda en el bolsillo nos verás a Emma y a mí una tarde cualquiera: recados, caprichos, artistas callejeros, necesidades, belleza y dinero. ¿Cómo gastamos nuestro dinero? ¿Con quién lo compartimos? Mi querida Sara Olmos, ilustradora de La tormenta y El manzano, se encarga de dibujar nuestro día a día y de captar los matices.

    Comprar

    Estoy aquí

    Sobre la familia, concretamente sobre los hermanos, exactamente sobre lo difícil que es a veces ser hermano mayor, escribe Laia Ruiz. Ella es una de mis mejores amigas, una de esas personas que me acompañan desde que soy niña y a quien entiendo y me entiende con una mirada. Por eso cuando consiguió darle la vuelta a los agobios que sintió con la gestión de las emociones cuando llegó su segundo hijo le propuse que escribiera algo al respecto. Y así lo hizo, desde el punto de vista de su hijo mayor. El niño. Siempre el niño. Recuerda: los Minis siempre se ponen en el punto de vista del niño. A ellos nos dirigimos, para ellos escribimos. Así que cuando aparecen los celos, las rabietas y las travesuras como madres, y escritoras, nos preguntamos ¿por qué las hacen? ¿cómo las podríamos gestionar? Pensando juntos encontramos soluciones.

    Comprar
  • La señora del bastón

    Mi hija le empezó a preocupar la muerte cuando tenía poco más de tres años. ¿Nos moriremos? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Se quedará sola? En La señora del bastón escribo sobre la muerte desde la naturalidad, el paso del tiempo, sin dramas. No todas son así, lo sé, pero de algún modo hay que abordar este tema y me pareció que desde la naturalidad es lo más sensato. Los animales, las plantas, las personas mayores fallecen. Nuestros seres queridos se van pero de un modo u otro siguen con nosotros gracias a sus enseñanzas, sus rutinas, sus quehaceres. Sin religiones ni explicaciones morales (de esas debe encargarse cada familia según sus propias creencias) pero desde el sentimiento más básico y humano que es el recuerdo. Mirari Sagarzazu dibuja en tonos verdes la casa de la señora Rigoberta Salamandra, una simpática anciana que ha tenido una vida preciosa y una preciosa familia.

    Comprar

    Palabras

    Pedo, caca, culo. ¡Leamos! ¡Escribamos! Pero con humor :) Este es el libro perfecto, o al menos así lo ve mi hija, que mientras escribo esto tiene cinco años y medio, para empezar a leer. De hecho es el primer libro que ha leído. Sola. Sentada en la taza del wáter. Como debe ser. Es básicamente un juego de tipografías (mayúsculas, minúsculas, enteras y punteadas para reseguir) combinadas con las ilustraciones de Daniel Borrego Gallardo, a quien le puse en un apuro cuando le pedí que dibujar un pedo. Y luego varios. ¡Ops!

    Comprar
  • Invierno

    La maestra y bloguera Maribel Jiménez –¿la conoces? Escribe el blog De mi casa al mundo y en las redes la encontrarás firmando como Aguamarina– ha traído la poesía a los Minis escribiendo haikus (pequeños poemas de tradición japonesa) para describir las emociones que en ella despierta el invierno. Y para dibujar la estación más melancólica del año, Marga Gayá ha pintado en tonos azules, rosados y blancos preciosas acuarelas con muchos gatos, castañas, troncos sin hojas en las ramas, nieve...

    Comprar

    El oso que comía helados

    Tierno, bonito, respetuoso. La periodista y bloguera Idoia Arraiza, de Y además mama, firma el cuento El oso que comía helados y que protagoniza un cariñoso oso al que le gusta comer helados, los helados de un niño al que conoce en el bosque donde viven... Está escrito en mayúsculas e ilustrado por las manos de Ainara Azpiazu, quien ya dibujó a Luma.

    Comprar
  • Tercer pack de Minis

    Tierno, bonito, respetuoso. La periodista y bloguera Idoia Arraiza, de Y además mama, firma el cuento El oso que comía helados y que protagoniza un cariñoso oso al que le gusta comer helados, los helados de un niño al que conoce en el bosque donde viven... Está escrito en mayúsculas e ilustrado por las manos de Ainara Azpiazu, quien ya dibujó a Luma. osotipografia La maestra y bloguera Maribel Jiménez –¿la conoces? Escribe el blog De mi casa al mundo y en las redes la encontrarás firmando como Aguamarina– ha traído la poesía a los Minis escribiendo haikus (pequeños poemas de tradición japonesa) para describir las emociones que en ella despierta el invierno. Y para dibujar la estación más melancólica del año, Marga Gayá ha pintado en tonos azules, rosados y blancos preciosas acuarelas con muchos gatos, castañas, troncos sin hojas en las ramas, nieve... invierno_webmarga8   Y de la belleza y la poesía, con una facilidad tremenda, como si fuéramos un niño, pasamos a lo escatológico ;) Pedo, caca, culo. ¡Leamos! ¡Escribamos! Pero con humor :) Este es el libro perfecto, o al menos así lo ve mi hija, que mientras escribo esto tiene cinco años y medio, para empezar a leer. De hecho es el primer libro que ha leído. Sola. Sentada en la taza del wáter. Como debe ser. Es básicamente un juego de tipografías (mayúsculas, minúsculas, enteras y punteadas para reseguir) combinadas con las ilustraciones de Daniel Borrego Gallardo, a quien le puse en un apuro cuando le pedí que dibujar un pedo. Y luego varios. ¡Ops! la_señora_del_baston Y del sentido del humor a lo serio... Demos otro giro de 180º. No sé si a tu hijo o hijos les pasa, pero al menos a mi niña le empezó a preocupar la muerte cuando tenía poco más de tres años. ¿Nos moriremos? ¿Cuándo? ¿Por qué? ¿Se quedará sola? En La señora del bastón escribo sobre la muerte desde la naturalidad, el paso del tiempo, sin dramas. No todas son así, lo sé, pero de algún modo hay que abordar este tema y me pareció que desde la naturalidad es lo más sensato. Los animales, las plantas, las personas mayores fallecen. Nuestros seres queridos se van pero de un modo u otro siguen con nosotros gracias a sus enseñanzas, sus rutinas, sus quehaceres. Sin religiones ni explicaciones morales (de esas debe encargarse cada familia según sus propias creencias) pero desde el sentimiento más básico y humano que es el recuerdo. Mirari Sagarzazu dibuja en tonos verdes la casa de la señora Rigoberta Salamandra, una simpática anciana que ha tenido una vida preciosa y una preciosa familia. Sobre la familia, concretamente sobre los hermanos, exactamente sobre lo difícil que es a veces ser hermano mayor, escribe Laia Ruiz. Ella es una de mis mejores amigas, una de esas personas que me acompañan desde que soy niña y a quien entiendo y me entiende con una mirada. Por eso cuando consiguió darle la vuelta a los agobios que sintió con la gestión de las emociones cuando llegó su segundo hijo le propuse que escribiera algo al respecto. Y así lo hizo, desde el punto de vista de su hijo mayor. El niño. Siempre el niño. Recuerda: los Minis siempre se ponen en el punto de vista del niño. A ellos nos dirigimos, para ellos escribimos. Así que cuando aparecen los celos, las rabietas y las travesuras como madres, y escritoras, nos preguntamos ¿por qué las hacen? ¿cómo las podríamos gestionar? Pensando juntos encontramos soluciones. https://youtu.be/zEP7uu0ksEg Por último, un poco de vida cotidiana. En Una moneda en el bolsillo nos verás a Emma y a mí una tarde cualquiera: recados, caprichos, artistas callejeros, necesidades, belleza y dinero. ¿Cómo gastamos nuestro dinero? ¿Con quién lo compartimos? Mi querida Sara Olmos, ilustradora de La tormenta y El manzano, se encarga de dibujar nuestro día a día y de captar los matices (arriba Ali, el músico callejero que solemos escuchar en el barrio y que también aparece en el Mini). terceros minis

    Seleccionar opciones

    Segundo pack de Minis

    https://youtu.be/8-UrIY1qxXA Temporalmente este pack no está a la venta porque dos de sus títulos, Ciudad color y La maceta de mi abuelo, están agotados. Espero reeditarlos en unos meses, avisaré mediante la newsletter. El segundo pack de Minis ya está listo para viajar y si quieres recibirlo en un pis-pas (24 horas laborables) puedes marcar la opción mensajería en tipos de envío y por 3,99 euros los recibirás al día siguiente de comprarlos.  Puedes cotillear un poco más los nuevos Minis en Facebook e Instagram. Como característica en estos nuevos Minis, diría que la edad perfecta a la que se dirigen son cuatro y cinco años. Son como la continuación de los primeros Minis, que estaban más pensados en los tres y cuatro años. Pero para cualquier consulta que tengas, no dudes en escribirme a gessami.forner@gmail.com

  • Ciudad color

    ¡AGOTADO! Ciudad color sólo está disponible en catalán y euskera. En castellano está agotado hasta próxima reedición.   Vega y Zorro viven en un pueblo blanco y negro. Pero un día un forastero que viste una camiseta de colores les visita y Vega y Zorro deciden entonces emprender un largo viaje en busca del color. ¿Lo encontrarán? Nota didáctica: Ciudad color pone el acento en la belleza, el esfuerzo y la valentía de cambiar. Para mejorar lo que tenemos hay que ser valiente, estar dispuesto a esforzarse y cambiar lo conocido por algo aún mejor. A través de sus páginas podemos ir trabajando esos conceptos e incidir en lo necesario del esfuerzo para conseguir todo aquello que nos proponemos.

    Comprar

    La caja

    La propiedad privada es un tema espinoso para los adultos, ¿cómo no iba a serlo para los niños? En este Mini seguimos explorando las relaciones entre iguales exponiendo a un niño a la difícil cuestión de compartir o no compartir. ¿Compartirá Marc su caja de juguetes con la araña que ahora vive en ella? ¿Conseguirán llegar a un acuerdo para jugar juntos? Nota didáctica: desde la tranquilidad del momento cuento podemos trabajar con los niños la habilidad de compartir. Sin ordenarles ni instarles a ello, sino desde la reflexión serena y viendo que, si encontramos a alguien agradable, compartir puede ser divertido.

    Comprar
  • La increíble historia de papá lobo

    Empezamos la serie de la familia con la madre (no podía ser de otra manera) y la continuamos con el padre (obviamente). Un padre, perdón, un lobo, dos niños y toda una tarde por delante... ¡La diversión está asegurada! Nota: este Mini es apto para padres solteros, divorciados, casados, rejuntados, biológicos, adoptivos, heterosexuales y homosexuales.

    Comprar

    El manzano

    Esta es la historia de un manzano. De cómo nace, de cómo crece. Y también es la historia de una familia que lo cuida y lo protege, y de lo mucho que la naturaleza nos da a cambio. Escribí El manzano pensando en Rosario y Anastasio, nuestros ancianos vecinos cuando vivíamos en un caserío de Mallabia (un pequeño pueblo de Vizcaya). Anastasio se encargaba de cuidar la tierra y los animales. Sembraba, recogía, podaba, desbrozaba, alimentaba. Rosario también lavaba la verdura y la fruta y la vendía en el mercado de Ermua. No he probado puerros tan tiernos como los suyos ni zanahorias tan crujientes. Pero además, no sólo su verdura era la mejor, también sus cuidados. Cada vez que me quedé sin batería en el coche aparecía Rosario con su todoterreno o Anastasio con el tractor y me pinzaban la batería. Y cuando nos quedamos aislados por una nevada y cayó el tendido eléctrico durante seis horas, enseguida se ofrecieron a calentarnos la cena de la niña en su cocina de lumbre. Cuando escribí El manzano pensé todo el rato en ellos. Tenemos mucho que aprender de los caseros, y de la naturaleza. Y este es mi pequeño homenaje a Rosario y Anastasio.

    Comprar
  • La maceta de mi abuelo

    AVISO: Hasta próxima reedición, La maceta de mi abuelo en castellano está AGOTADO. ¡Lástima! Es un Mini delicioso :) Volverá a estar disponible en los próximos meses (avisaré por la newsletter). Esta es una historia familiar, tierna y entrañable. El abuelo del autor y del ilustrador de este Mini se inventó este cuento para fomentar su imaginación. El autor y el ilustrador dicen que lo consiguió y, además, reforzaron el vínculo. Ahora Adrián Cordellat y Fernando Martín han plasmado esta dulce historia en papel. Vale, las piruetas no crecen en las macetas pero ¿y si...?  

    Comprar

    Las cantantes del mar

    Quizá las sirenas existen, o quizá Homero escuchó a unas ballenas jorobadas e inventó a las sirenas... Las jorobadas son unas ballenas increíbles: cantan bajo el mar, duermen sin ahogarse, hay meses que apenas comen y sin embargo son enormes. ¿Te apetece conocerlas? En este Mini descubriremos cómo vive este animal mamífero que cruza los océanos de norte a sur en busca de comida y canta sin parar.

    Comprar
  • Primer pack de Minis

    ¿No puedes decidirte? ¡No te preocupes! Te envío un precioso pack con los seis primeros Minis. Seis Minis, ocho euros. ¡Un precio imbatible! Y si te estás planteando regalar los Minis como regalo de cumpleaños a los compañeros de clase de vuestro hijo, escríbeme un email (gessami.forner@gmail.com) porque las familias que regalan libros en masa no pagan gastos de envío. Es política de empresa ^^ ¡Importante! La edad ideal a la que se dirigen estos seis Minis son los tres y cuatro años. Los Minis son libros-libros, de papel y encuadernados a grapa y con historias con una complejidad adecuada para ese tramo de edad. Para cualquier consulta que tengas, no dudes en escribirme a gessami.forner@gmail.com

    Seleccionar opciones

    Todos los niños caminan

    El protagonista de este libro sufre un inmenso miedo a nadar sin manguitos. ¿Conseguirá soltarse de las manos de su madre? A través de las páginas de este cuento vemos cómo Víctor crece, afronta nuevo retos y los supera. A todos nos cuesta enfrentarnos a nuevas situaciones, pero cuando vencemos al miedo, ¡lo conseguimos!

    Comprar
  • Las amigas se pelean

    Las peleas son el pan de cada día de los niños más pequeños. ¡Normal! Están aprendiendo a relacionarse entre iguales. Lo interesante de este cuento es que pueden ver cómo dos niñas resuelven ellas mismas un conflicto y, a lo largo de las páginas, experimentan sentimientos como los celos, el enfado, la tristeza, la soledad, pero también la alegría y el gozo de la reconciliación. No es una estrategia que siempre funciona, ni es un libro que les diga cómo tienen que hacer las cosas. Sólo recoge lo que a nuestra hija y a su mejor amiga, a veces, les funciona. Y como no podía ser de otra manera, los diálogos del libro son suyos, de cuando tenían tres años. Supongo que por eso es que este es su libro preferido (y en casa se lo leen mútuamente).

    Comprar

    Luma

    A la protagonista de este libro su madre le encomienda un recado y para poder llevarlo a cabo, Luma deberá enfrentarse a su gran miedo: ir ¡sola! hasta la casa de la vecina. ¿Lo conseguirá? Luma es un precioso cuento con ilustraciones hechas con mucho amor que nos trasladan a otro mundo con solo mirarlas.

    Comprar
  • Los elefantes

    Lo reconozco: es el libro que más letra tiene y uno de los bestsellers. ¡A los niños les encanta! A primera vista parece que hay demasiada información sobre este fascinante animal, pero los pequeños están hambrientos de conocimiento. Habrá que aprovechar la tesitura, ¿no?

    Comprar

    La tormenta

    Durante más de un año le conté esta historia a mi hija antes de dormir porque sentía pánico, y a la vez fascinación, por los truenos. Pero ya no tiene miedo. La información es poder. Y saber, más o menos, de dónde vienen los truenos y conocer, más o menos, cómo funcionan, le tranquiliza enormemente.

    Comprar
  • Mamá y yo

    ¡Otro bestseller! Cuando esta historia era un borrador, nadie daba un duro por ella por considerarla ñoña. Sin embargo, tiene algo especial.. Y ese algo es amor, amor de madre. Por cierto, este libro va genial para leerlo esas noches que ponen fin a un día duro lleno de conflictos materno-filiales. Peleas, rabietas, insatisfacciones varias que se curan en dos minutos leyendo Mamá y yo.

    Comprar

El mejor cuento para tu bebé

Cuando los bebés empiezan a mostrar interés por las historias largas, muchos libros se quedan cortos porque son un compendio de imágenes, mientras que muchos otros sobrepasan sus posibilidades con historias largas que difícilmente pueden entender. Es justo en ese momento en el que las familias deberíamos recuperar las narraciones orales, contándoles a nuestros hijos historias de […]

+ Visita nuestro blog